La ‘equidistancia’ de Pedro Sánchez

Miles de personas participaron en la concentración breve en la Plaza de Cibeles de Madrid contra el plan oculto del ejecutivo de Pedro Sánchez para una “mutación constitucional”/RTVEMiles de personas participaron en la concentración breve en la Plaza de Cibeles de Madrid contra el plan oculto del ejecutivo de Pedro Sánchez para una “mutación constitucional”/RTVE

ENRIQUE ARIAS VEGA / A CONTRACORRIENTE

24. 01. 23

A Pedro Sánchez le da lo mismo decir una cosa que su contraria. Al mismo tiempo, además. Pero de aquí a las elecciones el mantra va a ser recurrente: el de la moderación.

Lo hace, y lo seguirá haciendo, en busca de esos votos del centro político que se han ido al PP o a la abstención. Así se explica la autoafirmación de su equidistancia entre los extremos, formulada en medio de dos manifestaciones, la independentista cuando la cumbre hispano francesa y la de La Cibeles madrileña días más tarde.

La primera, todos lo saben, era para reivindicar que el procés no está acabado, y la otra para exhibir el malestar ciudadano frente a Pedro Sánchez. Él, claro está, las mostró como nostálgica la de Barcelona y.como muestra de extrema derecha la de Madrid. En medio de esos dos extremos, vino a decir, se sitúa la mayoría de los españoles y con ella el Partido Socialista.

El hecho de que esa centralidad no sea cierta, y de que Sánchez gobierna con la ultraizquierda y con el apoyo de esos independentistas con los que negocia, no le produjo ningún rubor. Es más, dio la sensación de creérselo, porque para él la derecha y la ultraderecha son la misma cosa que —el ministro Bolaños dixit— nos quieren hacer retroceder cincuenta años.

O sea, que tenemos aquí a los moderados impolutos, para quienes su coalición con la extrema izquierda es una anécdota trufada de desencuentros y su complacencia con el procés sólo trata de apaciguar políticamente a Cataluña-

Pues bien: pese a toda la evidencia en contrario, vamos a tener argumentación de centrismo político para rato, de equidistancia de los extremistas de un lado y otro del espectro político. ¡Menudos meses nos esperan!

 

Be the first to comment on "La ‘equidistancia’ de Pedro Sánchez"

Leave a comment

Your email address will not be published.