El volcan de Cumbre Vieja aumenta la intensidad explosiva y de material piroclástico

Imagen tomada desde un dron de la erupción del nuevo volcán de La Palma./TVEImagen tomada desde un dron de la erupción del nuevo volcán de La Palma./TVE

La ceniza colapsa ya muchas zonas de La Palma, aumenta los daños sobre los cultivos y obliga a más evacuaciones de población

Viernes, 24.09.21

REDACCIÓN informaValencia.com

El Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias (Pevolca) ha ordenado la evacuación de la población en Tajuya y Tacande de Abajo y la parte de Tacande de Arriba no evacuada, ante la intensificación de las explosiones del volcán de Cumbre Vieja, en La Palma, con aumento del alcance del material piroclástico e intensa emisión de ceniza que ha obligado a nuevos confinamientos de vecinos.

De hecho, la lava que sale del nuevo volcán de La Palma ha hecho desaparecer muchos cultivos y a esos daños se une los que ahora provocará la ceniza, ya que tapa la luz del sol y, con ello, disminuye la posibilidad de que las plantas produzcan la fotosíntesis.

Domingo Ríos, profesor asociado de Producción Vegetal de la Sección de Ingeniería Agraria de la Universidad de La Laguna, ha explicado a los periodistas que la ceniza podría tener algún efecto positivo sobre el suelo, pero eso será a largo plazo, pues mientras dure la erupción su influencia será negativa.

Por otra parte, la lengua de lava del volcán de Cumbre Vieja sigue sin detenerse, aunque avanzando lentamente. La colada de lava se ha dividido en dos, la que se encuentra en el corazón del barrio de Todoque tiene un ritmo muy bajo de media anoche de 12 metros por hora, por lo que se prevé que apenas avance 288 metros al día, y otra, la que discurre por el camino del Panadero está detenida. Se encuentra actualmente a más de 2 kilómetros de la costa a donde se descarta que llegue hoy.

La Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias mantiene el nivel 2 de emergencia (semáforo rojo) con la actividad concentrada principalmente en cuatro bocas activas, la última de las cuales se abrió el martes a las 19.56 (hora local) con una emisión de coladas de lava similar a las anteriores.

El Instituto Geográfico Nacional (IGN) ha elevado a nivel rojo el código de color de la aviación en Canarias por la evolución de la columna eruptiva de gases y cenizas. La aerolínea Binter ha cancelado temporalmente los vuelos procedentes o con destino al aeropuerto de La Palma ante la evolución de la nube de cenizas del volcán que entró en erupción el pasado domingo.

Daños agrícolas muy graves

En el municipio de El Paso, en dónde el pasado domingo se inció le erupción, predominan los cultivos de viña, papa, millo y plátano, este último muy presente en la zona de Los Llanos de Aridane, donde la lava se acerca al mar. La ceniza perjudicará tanto a los productos que están al aire libre como a los cultivos bajo invernadero, ha señalado Domingo Ríos, también jefe de servicio de Agricultura del Cabildo de Tenerife.

La colada se ensancha y cubre ya más de 240 hectáreas/RTVE

Detalla  Ríos que, en el caso de los invernaderos, la ceniza dificulta la fotosíntesis y, en función de su mayor o menor grosor, también influye en las propiedades del plástico, de forma que si es más bien grande provoca microrrajados que no siempre se ven a simple vista pero que inciden en la durabilidad del material.

Y si el cultivo está al aire libre, caso de las plataneras, la ceniza paraliza mucho la fotosíntesis, la respiración y la transpiración, haciendo que la planta colapse y pierda producción, con lo que se producirán daños «muy importantes» para los agricultores.

Preocupa la ceniza

En este momento, preocupa el volumen de ceniza que este volcán de Cumbre Vieja está expulsando, que puede tener también consecuencias para la salud, con afección en las vías respiratoria, ojos y e irritaciones en la piel. El daño que este manto negro que cubre el oeste de La Palma tendrá afección asimismo en los acuíferos que podrían verse dañados.

La colada alcanza en estos momentos alturas de 12 y 10 metros en algunos puntos, con temperaturas en su interior que van de los 800 a los 1.075 grados y preocupa ahora la posibilidad de que crezca en anchura y en altura con una acumulación que tendrá desprendimientos que pueden recorrer grandes distancias.

La nube de ceniza es especialmente preocupante y los bomberos desplegados en el terreno se centran en eliminarla de las azoteas y tejas de las edificaciones, ya que de acumularse podrían provocar el derrumbe de estructuras, tanto en la zona evacuada como en la segura.

Las explosiones que se han dado de manera sucesiva con mayor intensidad, han podido escuchar en el Valle de Aridane, que sintió un gran estruendo a las 22 horas de este jueves, tal y como ha informado el Instituto Volcanológico de Canarias, Involcán.

La colada ya alcanza casi los cuatro kilómetros de largo, ha sepultado 425 edificios y ha aumentado su perímetro hasta los 15,7 kilómetros y 240 hectáreas. El número de edificaciones afectadas se mantiene, en torno a las 370, fruto de la emisión 26 millones de metros cúbicos de lava que se desplazan ladera abajo en su camino al mar.

La nube tóxica de azufre se mantiene a cinco kilómetros por encima de la boca del volcán palmero, con una media de emisión de 12.000 toneladas diarias de gases, aunque la calidad del aire sigue siendo buena. La ceniza ha obligado a la cancelación de algunos vuelos en La Palma, principalmente de horario nocturno.

Be the first to comment on "El volcan de Cumbre Vieja aumenta la intensidad explosiva y de material piroclástico"

Leave a comment

Your email address will not be published.