Las palabras

Img. 'Mare Nostrum'- Rosa MurielImg. 'Mare Nostrum'- Rosa Muriel

Rosa Muriel / ASÍ ES LA VIDA

19.05.21Rosa Muriel

Alguien una vez me dijo… «un día te irás a dormir con 15 años y te vas a despertar con 35», sí, y lo dijo con aires de buen entendedor y dejó la frase ahí, flotando como una bomba a punto de estallar. La onda expansiva fue tan fuerte que aún puedo escuchar el eco retumbando en mi cabeza.

Esa frase, tan oída, adquirió un peso mucho mayor del que seguramente imaginó quien la dijo. Porque así de caprichosas e independientes son las palabras. Una vez que las liberamos, cobran un vuelo impredecible.

Y como, además, nunca una frase es del todo azarosa, al menos para mí, la idea de que ese salto temporal se daría cuando me “durmiese” se transformó en una máxima para mi vida: “No hay que dormirse más de lo necesario”.

Quizás, pensé entonces, dormirse no quería decir “no hacer nada” , sino “vivir haciendo”, ocupada, con el pie en el acelerador, preocupada por no saber lo suficiente, no hacer lo necesario o no aprovechar del todo cada oportunidad.

El tiempo pasa tan rápido que no nos damos ni cuenta, que a veces desaprovechamos lo bueno que nos da la vida, sin darnos la oportunidad de disfrutar lo verdadero, hermoso, auténtico. Sin darnos cuenta que se puede esfumar, marchar.

Es verdad y tenía razón quién me dijo esa frase, porqué un día ya desperté adulta.

Be the first to comment on "Las palabras"

Leave a comment

Your email address will not be published.