Parchis
ACTUALIZADO CORONAVIRUS Educacion

FSIE pide a Educación que instale sensores de CO2 y filtros HEPA en las aulas ante la llegada del frío

Transmisión por aerosoles
Img. rtve

“51.700 niños se han infectado desde principios de curso. Las aulas no son un lugar seguro”, denuncia la Plataforma Libre Educación Comunidad Valenciana

Martes, 27.10.20

A. Casañ.- La Federación de Sindicatos Independientes de Enseñanza (FSIE), sindicato mayoritario en la enseñanza concertada en la Comunidad Valenciana, ha propuesto a las consellerías de Educación y de Sanidad que estudien la implantación de sensores de CO2 o purificadores de aire para “hacer frente al posible contagio aéreo de coronavirus durante el invierno cuando el clima no permite una ventilación constante sin poner en riesgo la salud de los alumnos”.

En este sentido, FSIE pide a Educación que desarrolle un protocolo específico frente a la llegada del invierno en el que se recojan propuestas alternativas a la ventilación para evitar la transmisión aérea y que consiga hacer compatible el clima con la salud. “No podemos en pleno invierno estar ventilando o con las ventanas abiertas sin riesgo de que los alumnos puedan sufrir las consecuencias de las bajas temperaturas, hay que buscar un plan B”, advierte la entidad en un comunicado.

El sindicato explica que “a día de hoy no hay instrucciones concretas ante la llegada del frío y el único recurso que tienen al alcance los profesionales para proteger al grupo de un posible brote por vía aérea es el de la ventilación de las aulas”. Hay que recordar que cada vez más científicos de todo el mundo alertan de que el riesgo de contagiarse en espacios cerrados es veinte veces superior que al aire libre. Por tanto “si no se pueden abrir las ventanas todo lo que quisiéramos habrá que pensar en alternativas seguras”, reclama FSIE.

El sindicato propone alternativas como la de sensores de CO2 –cuyo precio ronda los 35 euros–, un sistema que permite saber qué concentración de aire exhalado hay en el ambiente y a partir de ahí cuántas renovaciones de aire por hora se requieren para reducir el riesgo de contagio. Y recuerda que existen también purificadores con filtro HEPA que consiguen depurar el aire y limpiarlo de carga viral lo que “resultaría compatible con el clima y la salud de los alumnos, al tiempo que nos permitiría mantener a raya al virus”.

FISIE señala que actualmente “ni la conselleria de Educación ni la de Sanidad contemplan un escenario diferente en cuanto a ventilación para la llegada del invierno y tan solo sugieren mantener las ventanas abiertas todo el tiempo que sea posible y ventilar entre clases y al principio y fin de la jornada escolar”.

Plataforma Libre Elección Educativa

La Plataforma Libre Elección Educativa Comunidad Valenciana ha hecho público un nuevo comunicado este martes en referencia a los datos de contagios en los centros escolares. “Entendíamos que la decisión de educación 100% presencial, vista la situación epidemiológica de nuestro país y con deficientes planes de prevención para el control del virus, podría poner en peligro a la comunidad educativa y a la población en general. Ahora, según los datos de la evolución de casos de coronavirus en las aulas valencianas, sí podemos afirmar el gran fracaso de la contención del virus en los centros educativos”, recalcan.

En la práctica, en el estudio realizado por la Plataforma, comparando datos publicados por la conselleria de Sanidad, se sigue reflejando un crecimiento exponencial de casos en los colegios, con el 83% de nuevos grupos afectados en la última semana de curso estudiado.

En ámbito nacional, con datos del Instituto Carlos III, el grupo de 0-14 años pasa de 43.159 casos el 16 de Septiembre a 94.856 el 21 de Octubre, con un incremento de 51.700. Es decir, 51.700 niños se han infectado desde principios de curso, según destaca la Plataforma en su nota. “Las aulas no son un lugar seguro. Aún estamos a tiempo de corregir los errores y de modificar los planes preventivos de actuación”, finaliza el comunicado.

Investigadores de la Universidad de Florida demuestran que el coronavirus puede mantenerse en aerosol hasta a 5 metros de un contagiado

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario