Parchis
Opinión

La farsa de las cervezas españolas

International Beer Challenge, cervezas de España - Img. J. Caravaca
International Beer Challenge, cervezas de España - Img. J. Caravaca

Javier Caravaca / POLÍTICAMENTE INCORRECTO

01.10.20

No es verdad que un jurado de expertos las haya elegido como las mejores del mundo, y mucho menos que lo sean realmente. Es una farsa en la que la prensa colabora interesadamente para terminar de arrastrar por el suelo la mínima credibilidad que les queda.

Los últimos días hemos visto varias noticias, por llamarlo de alguna manera, relativas a este asunto. La sensación que trasladan al cliente, no me atrevo a decir lector, es que Estrella Galicia, San Miguel, Ambar y Mahou son las mejores del mundo, concretamente las 1906 de Estrella Galicia, lo cual no deja de ser sorprendente, por no decir que es una gilipollez. Veamos algunos titulares:

13 cervezas españolas consiguen la medalla de oro,” La Vanguardia. Es el titular menos sensacionalista.

Ambar consigue cinco galardones en el World Beer Challenge 2020,” Heraldo de Aragón. Destaca únicamente las zaragozanas, cada uno a lo suyo.

Todas las cervezas españolas premiadas como las mejores del mundo,” Marca. Todas, sin excepción.

Trece cervezas españolas entre las mejores del mundo,” ABC. Al lado de Marca parece hasta modesto.

Las mejores cervezas del mundo son españolas,” As. Y las mujeres más guapas también.

Las mejores cervezas del mundo son de España,” Las Provincias. Idem ant.

Esta es la mejor cerveza de España y del mundo,” El Español. Y del universo.

Podríamos seguir, pero creo que es suficiente para ver el tono. No tengo nada en contra de las cervezas españolas, ni en contra del certamen, sino en contra la prensa, por mentir sin escrúpulos y engañar a la gente con falsedades inventadas. Para empezar, el International Beer Challenge no elige las mejores del mundo, con lo cual toda esa ristra de titulares infames son pura basura periodística. El certamen es, simplemente, un escaparate publicitario para las marcas comerciales, “the ultimate stamp of quality,” como ellos dicen. Es decir, un sello para atraer al consumidor. No engañan a nadie, hacen su trabajo dignamente y lo explican muy claro cuando se dirigen a las empresas para que participen: “raise your brand’s profile, prestige and credibility with retailers and consumers.” Así pues, por unos 200€, puedes entrar y llevarte una de sus tres medallas, con la que tu botella de cerveza lucirá mejor para conseguir la venta. En ningún momento dicen que sean las mejores del mundo, solo faltaría. De hecho, este año solo han participado unas 350 cervezas, de un puñado de fabricantes nada más, todos en España, Alemania, Francia y Bélgica. Las medallas están prácticamente aseguradas, si no no cobrarían por participar. Basta decir que en el mundo hay unos 140 tipos de cervezas distintos, y más de 10.000 marcas que han preferido no competir.

Pero entonces, ¿el World Beer Challenge no juzga las mejores del mundo? No, claro que no. Ni todas, ni las mejores, ni con esa intención. De hecho, si uno busca “World Beer Challenge” en Google, no encuentra ese certamen de primeras, sino el World Beer Awards, que es otra cosa, y por lo visto mucho más prestigioso que el anterior. Me he tomado la molestia de ver cuáles son sus premios de 2020. Tienen 9 categorías principales, aquí la lista y los ganadores:

  • Dark Beer: Aroeira, Brasil. (9)
  • Flavoured: Double Tempest, Canadá. (10)
  • IPA: Drunken Sailor, Alemania. (6)
  • Lager: Kloster Starkbier, Alemania. (16)
  • Pale: La Saison du Tracteur, Canadá. (16)
  • Sour & Wild: Vieille Brune, Bélgica. (10)
  • Speciality: Niubic Riesling Sour, China. (6)
  • Stout & Porter: Export Stout, Irlanda. (7)
  • Wheat: Blanche de Chambly, Canadá. (8)

Ninguna española, como podía sospechar cualquier aficionado a la cerveza.

Por si fuera poco, dentro de cada categoría hay subcategorías, según el estilo. En la lista anterior he puesto entre paréntesis el número de subcategorías. Por ejemplo, dentro de las Lager, hay 16 estilos, como son la Classic Pilsener, la Münchner o la Czech-style Pale. Cada subcategoría tiene su cerveza ganadora. En total son 88 ganadoras por estilos. Si las mejores cervezas del mundo fueran españolas, como asegura nuestra prensa, muchos premios deberíamos encontrar. Este es el ranking por países:

  • Alemania: 16.
  • Reino Unido: 9.
  • Canadá: 9.
  • Brasil: 7.
  • Japón: 7.
  • Irlanda: 7.
  • Bélgica: 5.
  • Francia: 4.
  • China: 3.
  • Taiwan: 2.
  • Finlandia: 2.
  • Suiza: 2.
  • Croacia: 1.
  • República Checa: 1.
  • Nueva Zelanda: 1.
  • Austria: 1.
  • USA: 1.

En efecto, ninguna española, era previsible también. En la lista podemos observar que no suman 88 galardones a la mejor cerveza del mundo por estilo. Esto es debido a que el jurado considera desierto el premio en algunos estilos, es decir, que mantiene un nivel de rigor en la calidad de las cervezas. Aunque el criterio sea cuestionable, algo es. No es difícil darse cuenta del contraste y la validez entre un certamen y el otro, cosa que la prensa española ignora, o bien por vagancia o bien por interés. Todos los premios son cuestionables, nadie lo pone en duda, aunque unos lo son más que otros, y los hay que son simple propaganda pagada.

Entonces, ¿las cervezas de Estrella Galicia, San Miguel, Mahou y Ambar no son buenas? Veamos lo que opina el World Beer Awards. El certamen también elige a la mejor cerveza de cada país para cada uno de los 88 estilos, siempre que aporte alguna cerveza digna de mención, es decir, digna de tener el galardón de oro. Como hemos visto, algunos premios los deja desiertos si no encuentra calidad suficiente. Por tanto, cada país puede tener 88 cervezas galardonadas como la mejor en su estilo dentro de ese país. Veamos pues cuáles son las mejores de España según ellos para cada uno de los 88 estilos:

  • Passiflora, de Nómada Brewing, como Flavoured Wild/Sour.
  • IPA, de Brouwhoeve, como IPA English Style.
  • Yakima Valley, de San Miguel, como IPA American Style.
  • Oro, de Amstel, como International Lager.
  • Especial, de San Miguel, como International Lager.
  • Original, de Amstel, como Classic Pilsener.
  • Cinco Estrellas Sin Gluten, de Mahou, como Speciality Gluten-Free.
  • Terrae, de Ambar, como Speciality Rye.
  • 1521, de Octavo Arte, como Porter.
  • Inedit, de Damm, como Belgian Style Witbier.

Vemos que el certamen solo considera 10 cervezas españolas dignas de tener el galardón dorado, de las 88 subcategorías posibles. En el resto de estilos, recordémoslo, considera que ninguna cerveza española da la talla. También era algo de esperar.

No obstante, este certamen también señala cervezas dignas de calidad para cada uno de los 88 estilos, otorgando la medalla de plata o de bronce. Con ese rigor menos estricto pueden resaltar cervezas de buen nivel que, aunque no lleguen a competir con las mejores, merezcan al menos una mención. En España han seleccionado 19. Esto podría hacernos pensar que aquí sí están las españolas representadas, y que la prensa no miente tanto como parecía en un principio, sino que en realidad solo existe una diferencia de criterios entre los dos certámenes, y que las españolas son muy buenas en cualquier caso. A la luz de los datos no lo creo. Con la medalla de plata o de bronce están representados prácticamente todos los países del mundo, algunos tan pintorescos como Islas Feroe, Korea del Norte, Vietnam, Paraguay, Myanmar, Mongolia, Bielorrusia, Túnez, Camboya, Hong Kong o la maravillosa Andorra. En total se repartieron 1116 medallas, si no se me va la cuenta, de las que España solo tiene un 2% aproximadamente. Muchísimas más medallas que el total de competidores del otro certamen. Cabe destacar que las 1906 de Estrella Galicia, las mejores del mundo a juzgar por nuestra prensa, no tienen ninguna de esas medallas. De 1116, ninguna.

Pero entonces, ¿las cervezas españolas son malas? Con estos datos no podemos concluir nada, porque los premios son lo que son, un escaparate mediático. Lo que no podemos decir es que sean las mejores del mundo. La conclusión que sí podemos extraer de todo esto es que en España tenemos una prensa que da vergüenza, que no es capaz escribir una noticia sin llenarla de mentiras, que ya solamente sirve para hacer propaganda de quienes le pagan, sin que nada de lo que dicen sea verdad. A mi juicio, eso es un delito, pero a nadie parece importarle.

Estimado lector, cuando te tomes una de esas cervezas disfrútala, pero no te engañes, no es de las mejores del mundo. Conviene no confundirlo, porque las mejores se verán perjudicadas por la farsa. Los maestros cerveceros que honradamente hacen las mejores cervezas del mundo, si se les ningunea, perderán la fe en su trabajo, y eso es peor para ti, porque no podrás probarlas.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario