Parchis
Opinión

Podemos contra Gibraltar español

Gibraltar, la soberanía del Reino de España en juego/informaValencia.com
Gibraltar, la soberanía del Reino de España en juego/informaValencia.com

Vicente Torres

25-07-2020

Recordemos que todas las instancias internacionales a las que han recurrido los sucesivos gobiernos españoles han fallado a favor de España en el contencioso que mantiene con el Reino Unido con respecto a Gibraltar. Cuestión distinta es que España tenga fuerza para hacer cumplir esas resoluciones, pero es obvio que tiene razón.

Podemos, fiel a su propósito de hacer todo el mal que pueda, ha votado en contra de la reivindicación histórica.

Todo lo que hace Podemos está enfocado hacia el derroche sin límites, la llegada masiva de inmigrantes, y eso no ocurre en el cercano Portugal, la subida desorbitada de impuestos, y el apoyo a los golpistas, etarras y a todos los que nos quieran perjudicar. Si consigue llevarnos a la ruina le resultará más fácil instaurar la dictadura boliviarana.

Lo de Gibraltar: Felipe V ya había sido aceptado por los españoles, habiéndolo hecho en primer lugar los del nordeste. La Gran Bretaña no estaba conforme, porque este rey era nieto de Luis XIV, que con las posesiones de España se convertía en el monarca más poderoso del mundo. El motivo de la Guerra de Sucesión española, en la que al principio los españoles no se implicaron mucho, fue el de restablecer el equilibrio de poderes en Europa. Las batallas de Francia contra todos los demás países implicados tenían lugar, generalmente, fuera del suelo patrio. La guerra se alargó y con ello creció el encono. El archiduque Carlos, con el fin de ganar adeptos para su causa, hizo promesas.

Luis XIV murió. Paralelamente, Alemania se convirtió en la nación más poderosa, con lo cual los intereses de la Gran Bretaña cambiaron de bando. Así que, no contenta con el daño que había hecho entrando en esa guerra, cuyas consecuencias todavía sufrimos los españoles, rapiñó Menorca y Gibraltar y abandonó la contienda. Fue entonces cuando Felipe V pudo ganar la guerra, pero los catalanes se aprovecharon de su carácter depresivo para exigirle todo lo que les había prometido el archiduque Carlos. Les dio otra cosa, pero de mucho más valor. Siguen pidiendo.

Podemos es, ha sido, y será mientras dure, que ojalá sea poco, adalid de la injusticia.

 

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario