Parchis
SOLIDARIDAD Valencia

Cáritas Valencia pide la suma de voluntades para salir de la crisis por la COVID-19

Ignacio Grande, director de Cáritas Diocesana en Valencia/AVAN
Ignacio Grande, director de Cáritas Diocesana en Valencia/AVAN

La entidad diocesana atendió en 2019 a más de cinco mil hogares y sus ayudas beneficiaron a 15.266 personas en Valencia

Lunes, 08 de junio de 2020

informaValencia.com.-  El director de Cáritas Valencia, Ignacio Grande, participó el pasado viernes en la comisión de reconstrucción de la ciudad de Valencia que tuvo lugar en el Ayuntamiento de la ciudad, junto a otras personas expertas y representantes de entidades sociales de la ciudad.

En su comparecencia, Grande apeló al «trabajo en red y la suma de voluntades por parte de todos los poderes públicos, el tercer sector y la sociedad en general» para poder afrontar la salida de la crisis provocada por la COVID-19.

Cáritas, que en 2019 acompañó a más de 5.000 hogares y cuyas ayudas beneficiaron a 15.266 personas en la ciudad de Valencia a través de la acción de 1.007 personas voluntarias, ha tenido que multiplicar sus acciones en los últimos meses para poder dar respuesta a las necesidades surgidas en las familias debido a la alerta sanitaria para evitar la expansión del coronavirus.

Estas familias son, sobre todo, personas que han perdido su empleo debido a la pandemia o que han ingresado en un ERTE; jóvenes y personas solas con empleos muy precarios; personas mayores que viven solas o apoyan económicamente a sus familiares o migrantes en situación irregular o a la espera de protección internacional que se han quedado sin ningún ingreso y que no habían pedido ayuda anteriormente a ninguna institución.

Ignacio Grande en el Ayuntamiento de valencia/AVAN
Ignacio Grande en el Ayuntamiento de valencia/AVAN

Durante su intervención, Grande aludió «a la cronicidad de la pobreza y la transmisión intergeneracional de la misma»; así como a la posible naturalización de «la desigualdad y la polarización, agudizadas en esta crisis». Además se refirió al «riesgo de sustituir las relaciones por conexiones, el vínculo por el contacto» y apeló a la ciudadanía para que comprenda «la necesidad de revincularnos y entender que somos también corresponsables de lo que pase en nuestro entorno».

El director de Cáritas se refirió a la infancia y las mujeres como grupos sociales especialmente afectados por las situaciones de pobreza y exclusión social, a la especial necesidad de protección de los hogares unipersonales y de las personas con mala salud y enfermedades crónicas, y a la necesaria atención a colectivos de alto riesgo de exclusión social como las personas en situación de sin hogar.

Grande hizo referencia también a las necesidades de los migrantes en situación administrativa irregular y las mujeres en contexto de prostitución y trata. Para estas últimas personas pidió «mayor atención y coordinación» en el trabajo que realizan las instituciones y las administraciones públicas y que las organizaciones del Tercer Sector sean tenidas en cuenta.

Finalmente destacó las tramitaciones administrativas, «que dejan fuera a muchas personas» cada vez más debido a la brecha digital.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario