Parchis
Opinión

Sensación de vivir

Img. A G-T P /facebook

Antonio Gil-Terrón Puchades

14-05-2020

Corríamos los tempranos años de una juventud ilusionada, con el ingenuo anhelo, fruto de la ignorancia que nos adormecía en el sueño de un futuro lejano y maravilloso, de un mañana deseado que nunca llegaba.

Y la impaciencia desesperada de nuestros jóvenes cuerpos, se ahogaba en la lenta cadencia de unos compases, orquestados por cuatro palabras y una canción, por dos gestos y unos viejos “blues-jeans”, una calle y una esquina, el repetido lugar de encuentro que sordamente nos llamaba, en la maquinal ceremonia de las poses, las sonrisas y las miradas.

Y el bello juego renacía cada tarde a la hora convenida, a la hora sabida. Y así año tras año, día tras día, como si el Tiempo, cansado de su eterno corretear, se hubiese parado a contemplar el lento paseo de la provocación y el deseo, inseparables compañeros en la predestinación de las pasiones. Quisimos crecer y crecimos.

Por fin llegó el día en que los rostros, poco a poco, fueron cambiando. Era el momento en el que, para cada uno, la calle se iluminaba con la sucia luz de una realidad cruel y fría. Era el tan anhelado mañana, la culminación de un deseo de crecer que por fin llegaba, mortuoriamente puntual, para despertarnos de nuestro dulce ensoñamiento, empujándonos al vacío de una sociedad caduca, para así poder dejar sitio a nuevos rostros, a nuevas caras, que, paulatinamente, irían tomando posiciones por la calle del deseo, mientras impacientes esperaban en cada esquina que el telón de su segundo acto se levantara. Era el cambio de actores, porque los personajes nunca cambiaban.

Mientras, en algún lugar, subirá lentamente otro telón. Las prisas y nerviosismos de antaño habrán desaparecido y un gris conformismo adornará las patéticas figuras que, estáticas sobre las tablas del escenario, aguardan mansamente el comienzo de su tercer y último acto, esperando que cuando este acabe, tal vez un nuevo amanecer les esperará.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Visita nuestra sección de material escolar 📔✏🖊🖍 para que la #VueltaAlCole sea mucho más fácil

Camino del Santo Grial

Santo Cáliz de la Catedral de Valencia

Personalizamos #mascarillas lavables y reutilizables con tus propias creaciones o el diseño que más te guste