Parchis
MÚSICA

Son los años 50 y 60: el ‘Doo Wop’ coloniza las grandes ciudades de Estados Unidos

The Platters. /YouTube

Un recorrido con paradas inevitables en Chicago, Detroit y Filadelfia para descubrir esas formaciones de sonidos embriagadores, falsetes, letras armónicas y algo de Góspel

Miércoles, 13 de mayo de 2020

Ana Miralles.-  Formado en Los Ángeles en 1953 y disuelto a finales de los años 1960, The Platters fue un grupo musical estadounidense de rhythm and blues y doo wop, inmerso en el típico juego de voces armónicas, letras de amor adolescente,  capaces de imitar instrumentos, el balanceo de un brazo, el chasquido de un dedo… Todavía es un gustazo bucear en la discografía de grupos punteros de aquellos años como The Coasters o The Drifters, con Ben –Stand by me– E. King al frente. Puede que Smoke gets in your eyes o, sobre todo, Only you sean mucho más populares, pero algunos siguen teniendo debilidad por este tema también interpretado por Roy Orbison, Sam Cooke o Dolly Parton, que la cantaron alguna vez.

The Impressions

Chicago, año 1965. Palabras mayores: la irrupción del falsete, la irrupción de la toma de conciencia de la población negra y la irrupción del talento de Curtis Mayfield para dejarnos una de las mejores canciones de los sesenta, que es decir mucho de un tema de la misma añada que Like a Rolling Stone, My Generation, Unchained Melody,  Stop! In the Name of Love o Satisfaction; o, sin ir más lejos, de The Tracks of my tears, de los Miracles de Smokey Robinson, otro prodigio vocal. Aquí, en People Get Ready, los coros góspel elevan sí, pero sobre todo llevan mensaje, el de los derechos civiles de los afroamericanos. En su Historia de la canción de la protesta,

 The Four Tops

Ya en 1965 pero ahora en Detroit, la ciudad que vio nacer el sello Motown, la mayor factoría de pop negro de los sesenta. Y allí, un trío de excepción: Lamont Dozier y los hermanos Brian y Edward Holland. Suyas son las canciones más famosas de Diana Ross & The Supremes o de Martha & The Vandellas aunque sería Levi Stubbs de los Four Tops, el que entendería mejor que nadie las creaciones de aquellos tres reyes magos del soul. Temas muy románticos de tres minutos como Reach out I’ll be thereI Can’t Help My Self.

The Temptations

Continuamos en Motown, pero el sonido ha cambiado y los trajes empiezan a liberarse del clasicismo. Atención a la exhibición capilar de los seguidores del quinteto vocal que bailan a sus pies. Y Papa Was a Rolling Stone, el gran tema escrito por Norman Whitfield y Barrett Strong.

Harold Melvin & The Blue Notes

Ya en los 70, los Blue Notes de Harold Melvin con los cuellos de la camisa más grandes y los pantalones mucho más apretados. Entramos de lleno en el sonido Filadelfia con una canción,  If you don’t know me by now, compuesta por Kenny Gamble y Leon Huff que, junto con el arreglista Thom Bell, fueron los arquitectos del subgénero más sofisticado y quizá menos valorado del soul. El baladón perfecto para la garganta del gran Teddy Pendergrass. Tal y como lo resumió Luis Lapuente, “el epítome del soul de alcoba, antes de Barry White”.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario