Regálame una sonrisa

Img. Rosa Muriel

Rosa Muriel / ASÍ ES LA VIDA

10-05-2020

Muchas veces, en momentos en los que las palabras no pueden cubrir el espacio, lo puede hacer la sonrisa.

La sonrisa es capaz de comunicar que estoy con el otro y para el otro en su momento de dolor y, al ser contagiosa, hace que el otro por un momento olvide el dolor que tiene e inconscientemente, sonría.
Regalar sonrisas es algo efectivo que podemos hacer para desconectar de la rutina, nos saca la negatividad de los problemas y nos cambia el punto de vista para enfrentarnos al día a día. Es como si cambiaras los polos de negativo a positivo, y no requiere de ningún esfuerzo.

Si te animas a regalar sonrisas en tu vida cotidiana, adelante. Verás que los resultados son realmente mágicos. Sonríe al panadero, al cajero del supermercado, a un desconocido y hasta a tu compañero de asiento. Te darás cuenta en breve de que la sonrisa es un motor de buenas emociones y que contagia el buen clima a tu alrededor.

Las mejores cosas de esta vida son gratis y no se pueden ver, porque las ofrecemos y las sentimos con los ojos cerrados, besar, abrazar, soñar….

Me regalas una sonrisa?

«A veces tu alegría es la fuente de tu sonrisa, pero a veces tu sonrisa puede ser la fuente de tu alegría»
(Thich Nhat Hanh).

Se el primero en comentar on "Regálame una sonrisa"

Deja tu comentario

No se publicará tu email


*