Parchis
CIENCIA Salud

Científicos de la UV y el CSIC desconocen la evolución del virus COVID-19

Representación coronavirus/UV
Representación coronavirus/UV

Los investigadores trasladan un mensaje de tranquilidad pero reconocen que se trata de un virus desconocido

Lunes, 02 de marzo de 2020

informaValencia.com/Medios.- Investigadores de la Universidad de Valencia (UV) y del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) consideran difícil predecir la evolución del coronavirus COVID-19, un virus con “muy poco recorrido” y todavía desconocido.

Los científicos del Programa de Investigación de Biología de Sistemas de Patógenos del Instituto de Biología Integrativa de Sistemas I2SysBio, centro mixto de la UV y el CSIC, han explicado que va ser «difícil» evitar que se expanda pero han querido lanzar un mensaje de tranquilidad porque sus síntomas suelen ser leves.

Todos han coincidido en recomendar medidas preventivas como el lavado de manos o toser en el codo para evitar la expansión del virus, y también en que aún está por ver si el coronavirus desaparecerá cuando llegue el calor o se convertirá en un virus estacional. El catedrático de Genética de la Universidad de Valencia e investigador en Epidemiología Molecular en la Fundación Fisabio de la Comunidad Valenciana, Fernando González-Candelas, considera “muy difícil que la expansión epidémica «se detenga por las medidas habituales de control”.

“Hemos visto que la contención para evitar la dispersión ha fracasado en todos los sitios y lo que no sabemos es si el cambio estacional en los próximos meses va a afectar o no a la supervivencia del virus”, ha subrayado González-Candelas, que ha insistido en que en la gran mayoría de casos la sintomatología es leve.

Por su parte, Santiago Elena, profesor de investigación del CSIC y en el Instituto de Biología de Sistemas, donde trabaja en la evolución de virus emergentes, afirmó que predecir la evolución del COVID-19 “de entrada, es muy difícil porque los datos que se tienen al respecto siguen siendo escasos”, y de momento “continuarán en aumento  el número de casos”.


“La Organización Mundial de la Salud (OMS) no lo ha declarado pandemia aún pero no tardará porque, por definición, significa que está repartido por todo el mundo y ya lo está”, ha indicado el profesor Elena que añade que “en breve habrá una vacuna en China, aunque en Europa y EEUU tardará más porque sus legislaciones son más estrictas”

Para Elena, se convertirá en un virus estacional que permanecerá entre la población pero no será “particularmente severo ni grave” y aunque “provocará un numero casos y puede que de muertes, no olvidemos que la gripe hace esto todos los años”. A su juicio, no se justifica cancelar congresos, ferias u otros actos, que considera “medidas exageradas” y destaca que “la mascarilla solo debe llevarla la persona afectada para evitar contagiar a los demás”.

Al respecto, la investigadora Mireia Coscollá ha señalado que, aunque es un virus con muy poco tiempo de recorrido, ya está presente en más de 50 países y parece que “vamos a tenerlo con nosotros al menos en un futuro cercano y a tener que aprender a tratarlo y vivir con él”. A su juicio, debe tratarse con todas las cautelas necesarias porque se trata de un nuevo virus del que se desconocen muchas cosas y no hay que arriesgarse a que “la situación se nos vaya de las manos”.

“Puede ser un virus que deje de circular entre los humanos en unos meses -añadió Coscollá-, que provoque muchos contagios o que se convierta en un virus estacional y llegue cada año causando algunos casos. “Todas las posibilidades están abiertas”, asegura, para añadir que “es muy difícil, por no decir casi imposible, parar la expansión de la enfermedad”.

Por su parte, Ron Geller, investigador Ramón y Cajal en la Universidad de Valencia y del I2SysBio, cree que es necesario prestar mucha atención a cómo progresa el virus y poner los recursos necesarios para poder enfrentarse con la infección. “Se ha observado que afecta más a adultos y personas mayores con enfermedades pulmonares o cardiovasculares o con las defensas más bajos”, algo que también pasa con otros virus como el influenza.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario