Opinión

Gobierno de patanes

Sanchez y Calvo en el Congreso/archivo int
Sanchez y Calvo en el Congreso/archivo int

Vicente Torres

14-01-2020

El Felón, también conocido como Pedro de la Preveyéndola, se aupó a la presidencia del gobierno para combatir la corrupción, pero, ¡ojo!, la del PP. Con ese fin, ha formado gobierno, pero lo ha hecho en plan cutre, o sea, abusando del gasto, haciendo filigranas para procurar la paridad y, como todo dictador que se precie, asegurándose de que el poder, que intentará que sea absoluto, quede en sus manos.

Dado el estilo cutre presente en el gobierno, no resulta extraño que se dé un concurso de patanes entre los ministros. Parece que lo va a ganar Iglesias, después de su posado, que tanto ha dado que hablar, y su entrada en el ministerio menospreciando a ‘los de abajo’ que le abrieron las puertas. Tampoco cabe descartar que sea precisamente Montero quien le dispute el título de Mayor Patán. Quienes se vean obligados a tratar con él, aunque sea de forma esporádica, y tengan algo de educación, estarán horrorizados. Distinto será el caso de los terroristas, como Otegui, o de los rufianes, como Rufián, con los que se entiende perfectamente.

En otro orden de cosas, uno de los degenerados que se han hecho con el poder en Cataluña, no recuerdo cual, le dijo al entonces presidente del gobierno: «no menosprecie la fuerza del pueblo catalán, señor Rajoy», sin darse cuenta de que él estaba menospreciando la fuerza de Estado, que es quien ampara a los ciudadanos que cumplen sus obligaciones como tales.

El Felón, ebrio de poder, también está menospreciando la fuerza del Estado, al intentar mangonearlo, burlarlo, prostituirlo y acobardarlo, quizá porque se sabe acompañado de lo peor de lo peor, seguro de su impunidad. Pero si entre los votantes de ERC, Bildu o Podemos, es difícil encontrar un átomo de bondad, sí que debería haberla entre algunos de los del PSOE. Más pronto que tarde, en algún momento, el Estado le tiene que dar una lección que no olvidará jamás.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario