Opinión

Un ejemplo a seguir

Padres y profesores de la concertada, en una manifestación en Valencia /Archivo iV.com
Padres y profesores de la concertada, en una manifestación en Valencia /Archivo iV.com

Manuel Huerta

11-01-2020

Escuchaba ayer las desvergonzadas declaraciones de la señora Oltra con respecto a su política de adoctrinamiento en las aulas, justificando la importancia de que los alumnos castellanohablantes de la comarca alicantina de la Vega Baja estudien en valenciano por la falta de oportunidades a las que se ven abocados de no hacerlo.

Falta de oportunidades que ella y su perro de presa, el tal Marzà, que malvendieron publicitariamente y sin escrúpulos hace cuatro años que «primero eran las personas», se encargan de que no tengan todos aquellos que quieran trabajar en la administración pública valenciana, medios de comunicación públicos y demás organismos que dependan del sectarismo del Gobierno valenciano y no hablen y escriban correctamente el idioma catalán, que no el valenciano, que se está dando en los colegios.

Y esto último ante la mal moderada pasividad de muchos padres, año tras año dispuestos a no hacer ruido con esta vital cuestión para el futuro de sus hijos y, seguramente, de sus nietos. Porque salvo Escuelas Católicas con su acción #Yoelijo, la plataforma Hablamos Español y los grupos políticos VOX y Partido Popular, hay muchos papás y muchos profesores que siguen pasando, si no apoyando, del adoctrinamiento a la catalana que estos sujetos de Compromís y el PSPV-PSOE están perpetrando desde 2015.

Y leo este sábado por fin, que precisamente en la Vega Baja, un grupo de docentes ha decidido movilizarse ya en serio contra las imposiciones de esta izquierda extrema y dictatorial que vive obsesionada con que sustituya al castellano como lengua vehicular en el aprendizaje de la mayoría de las asignaturas. De esta forma acaba de nacer la Plataforma de Docentes por la Libertad Lingüística de la comarca de la Vega Baja.

Un ejemplo que deben seguir todos aquellos maestros, APA’S y familias que quieran reivindicar el derecho a la educación en la lengua materna y que pretende también trasladar a la comunidad educativa y a la sociedad en general los criterios pedagógicos que justifican el rechazo al decreto de plurilingüismo.

La nueva plataforma ha reivindicado además que rechaza una fórmula de inmersión lingüística, copiada de otras regiones, que ha venido impuesta con escasa atención a criterios pedagógicos, sin un diálogo previo con los sectores involucrados en el proceso y despreciando los derechos reconocidos a los ciudadanos. El grupo de docentes quedó constituido el pasado martes en Almoradí con especial atención ante la inminente implantación en la ESO, el Bachillerato y la Formación Profesional de la ley de plurilingüismo, de la que alertan al resto de profesores para que se sumen a la movilización.

Abogan asimismo por la defensa de los beneficios pedagógicos, universalmente reconocidos, de acceder a la enseñanza en la lengua propia y por el respeto a los derechos contemplados tanto en la Constitución Española como en el Estatuto de Autonomía de la Comunidad Valenciana y en la Ley de Uso y Enseñanza del Valenciano.

A ver si cunde el ejemplo y podemos cortar entre todos el «procés» ya iniciado por éstos vándalos de la convivencia que ocupan los sillones del Consell. Ahora estamos a tiempo todavía.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario