Opinión

¡Vaya mocho tienen los catalanes!, y los catalufos pagados con él

Sánchez ha prometido atrapar a Puigdemont/Img.Rtve

Vicente Torres

02-12-2019

Ha dicho en Twitter:

«El Tribunal de Cuentas fa política fins i tot el els sobres que ens envia. Per a ells, al gener d’aquest any jo era «Molt Honorable Senyor». Ara, al novembre em diuen «Don», que és més castís. No descarto que la propera vegada em tractin de «Caballero», que a Madrid es porta molt».

Quienes entienden este dialecto dicen que quiere que le llamen honorable. Conviene fijarse en Charlotte Delbo: «Dicen: tengo miedo, tengo hambre, tengo frío, tengo sed, tengo sueño, me duele, como si estas palabras no tuvieran ningún peso. Dicen: voy a ver a unos amigos. Amigos… ¿Qué saben ellos de la amistad? Todas sus palabras son ligeras. Todas sus palabras son falsas. ¿Cómo estar con ellos si sólo llevas dentro palabras pesadas, pesadas, pesadas?» http://infieri59.blogspot.com/2017/01/la-medida-de-nuestros-dias-27-de-enero.html

¿Cuánto pesa la palabra honorable aplicada a Pujol, Mas, Puigdemont o Torra? O también: ¿Qué sentido tiene la palabra ‘nobleza’ si se la relaciona con el conde de Godó?

Hay una clase de gente que cuando alcanza algún título, del modo que sea, solo piensa en los privilegios que le concede, pero jamás en las obligaciones que contrae.

Hay tipos que juran o prometen cumplir y hacer cumplir la Constitución y ser fieles y leales a ella, y luego con sus actos demuestran que su palabra no vale nada para ellos. Sin duda, porque consideran que ellos mismos no valen nada. Pero, eso sí, quieren que se les llame honorables.

Este sujeto, que escapó de la acción de la justicia de un modo nada honorable y que tiene como abogado a un etarra, intenta desacreditar, día a día, sin importarle el perjuicio que con esa actitud pueda causar a mucha gente, porque si consiguiera sus propósitos el quebranto económico para España sería grande.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario