Salud

Algunas recomendaciones para mantener fresquito al bebé durante el verano

Img. Danone

La Asociación Española de Pediatría recomienda no exponer directamente al sol a los menores de 6 meses

Valencia, jueves 01 de agosto de 2019

informaValencia.com.- El sol no es únicamente peligroso para la piel, sino que también eleva rápidamente la temperatura corporal y puede provocar deshidratación y golpes de calor en los bebés. Por ese motivo hay que prestar mucha atención a la hora de viajar en coche con bebés, sobre todo en las distancias largas. Para que el viaje sea más cómodo y fresquito, es recomendable elegir lasprimeras o últimas horas del día, colocar una funda de verano para el sistema de retención infantil e instalar parasoles en las ventanillas de atrás.

La Asociación Española de Pediatría (AEPED), en sus recomendaciones para un verano saludable, aconseja no exponer directamente al sol a los bebés menores de seis meses. Esto no significa que no podamos ir a la playa o a la piscina con bebés, pero deben estar a la sombra y es necesario que usen ropa adecuada, gorro y productos de protección solar para bebés.


«La leche materna incluye componentes inmunológicos, oligosacáridos, bacterias y metabolitos bacterianos que van a modular un desarrollo normal de la flora intestinal». Doctor Luis Blesa Baviera, pediatra en el Centro de Salud Valencia Serrería II y presidente de la Sociedad Valenciana de Pediatría

La AEPED también recomienda que en los desplazamientos a pie, el cochecito de bebé o la silla de paseo son más adecuados en verano que los portabebés, ya que estos dispositivos envuelven al bebé y le transfieren el calor corporal del adulto que lo sujeta. También es importante que el bebé vista ropa transpirable hecha de tejidos naturales, como por ejemplo algodón o lino. A la hora de dormir, la habitación debe estar entre 21 y 23 grados y conviene arropar al bebé con una sábana de algodón o un saco de dormir especial para verano.

Img. Guía del niño.

Las comidas

En verano hay que ajustar la alimentación a las altas temperaturas, procurando sobre todo prevenir la deshidratación. En el caso de la lactancia materna, es habitual que el bebé haga tomas más cortas, lo que erróneamente achacamos a que ha perdido el apetito por el calor. La realidad es que los recién nacidos deben recuperar el líquido que pierden con el sudor, por lo que necesitan más tomas aunque de menos cantidad.


Los cuidados de la piel de los bebés comprenden la hidratación de la misma con cremas humectantes que eviten la piel seca y los eccemas

Por eso, la AEPED recomienda buscar un sitio fresco y tranquilo para dar el pecho, sin corrientes de aire directas procedentes de ventiladores o aires acondicionados. Además, las mamás deben tomar más líquidos en verano para mantener la producción de leche materna.

Si se trata de biberones y no se los acaba, podemos probar a hacer los biberones con más proporción de agua y ofrecérselos templados o a temperatura ambiente (nunca fríos), ya que el bebé necesita sobre todo hidratarse. Para los bebés que ya comen sólidos, los batidos, gazpachos, cremas de verduras o legumbres y otros platos frescos son una buena opción, asegurándonos siempre de prepararlos con alimentos que hayamos introducido previamente en su dieta para evitar alergias o intolerancias alimentarias.

Así mismo, en verano aumenta la incidencia de irritaciones, dermatitis y otros trastornos cutáneos en la zona del pañal como la miliaria (pequeños granitos causados por el calor y la falta de transpiración). Para prevenirlos, hay que cambiar el pañal con más frecuencia, aplicar una crema para el pañal que hidrate y proteja la piel e incluso podemos optar por dejar al bebé sin el pañal puesto durante algunas horas al día.

Finalmente, tenemos que proteger a los bebés de las picaduras de mosquitos y otros insectos que proliferan en verano. Para ello, debemos evitar atraerlos dejando abiertas las ventanas con la luz encendida, colocar mosquiteras en las ventanas o en la cuna del bebé y aplicar repelentes de mosquitos para bebés cuando se encuentren al aire libre.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario