Parchis
Opinión

En qué puñetas nos equivocamos

Img. facebook AG-TP

Antonio Gil-Terrón Puchades

22-07-2019

Krishnamurti decía que “el sexo puede ser tan casto como el cielo azul sin nubes; pero con el pensamiento, la nube llega y oscurece el cielo.”

Y es que cuando existe amor, el sexo se siente, no se piensa…; o por lo menos no debería.

En cualquier caso, la mercantil mente tiende a invadirlo todo, intentando racionalizar no solo los pensamientos, que es lo que le toca, sino también las emociones, midiéndolas y buscando en ellas certidumbre y seguridad personal en el Tiempo; ahora y después; en el presente y en el futuro, y al hacerlo no solo prostituye el sexo sino también el amor.

Porque la mente y el Tiempo andan cogidos de la mano marcando el ritmo de un camino calculado, en el que hasta el amor y el sexo deben encajar en el momento que toca… Edad de fiesta y amigos… Edad de sentar la cabeza… Edad de preguntarse en qué puñetas nos equivocamos…

https://www.youtube.com/watch?v=079YgCkALkw

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario