ARTE Cultura

La restauración de la predela del Centenar de la Ploma se podrá seguir en vivo y en 3D

restauración de la predela del Centenar de la Ploma/iV.com

Obra maestra del arte gótico valenciano, procedente del Victora And Albert Museum de Londres

Valencia, viernes 03 de mayo de 2019

IV.COM (@informavalencia).- Es la primera vez que el museo londinense permite hacer una restauración fuera de sus instalaciones y la primera vez también que esta pieza sale del Victoria and Albert Museum desde fuera adquirida por el príncipe Alberto en el siglo XIX. Ahora, el Museo de Bellas Artes San Pío V de Valencia albergará la última fase de la restauración de la predela –franja inferior– del retablo de San Jorge del Centenar de la Ploma con su luz natural, en realidad aumentada e infrarrojos de la obra maestra del arte gótico valenciano.

Los trabajos de análisis previo y posterior restauración de esta pieza del retablo se iniciarán el próximo lunes y se prolongarán hasta octubre de 2020, siendo expuesta a través de un dispositivo 3D que permitirá a los visitantes conocer la Valencia del siglo XV, el taller donde se creó el retablo y contemplar la «experiencia de entrar dentro del retablo».

La directora de Patrimonio, Carmen Amoraga, y la subdirectora del IVCR+i, Gemma Contreras, han presentado este viernes el proceso de restauración que se va acometer en la obra y que comenzará por eliminar la suciedad y cera acumuladas durante siglos, consolidar la pintura y reintegrar lagunas. Previamente se realizará un análisis con infrarrojos, ultravioleta, fluorescencia, radiografías y una toma de muestras e incluso, se trasladará la predela al Hospital Clínico de Valencia para hacerle un TAC.

El retablo de San Jorge, que se remonta a principios del siglo XV cuando el Centenar de la Ploma, custodios de La Senyera, se lo encargaron a algunos de los mejores pintores de la época, se exponía en la Capilla de San Jorge, en la plaza Rodrigo Botet, donde ahora está el Hotel Astoria, hasta que, posiblemente fruto de la desamortización el retablo fue vendido un anticuario francés que se lo llevó a París.

Después de una puja de varios museos para hacerse con la obra, el príncipe Alberto se lo quedó por 800 libras, un dineral de la época, y desde entonces se expone en el Victoria and Albert de Londres. Un acuerdo de la Generalitat con el museo londinense firmado el pasado mes de diciembre ha hecho posible el préstamo temporal de la predela para un estudio en profundidad. Y aunque se trata de una cesión temporal, Amoraga cree en la posibilidad de que en un futuro pueda exponerse también, durante un tiempo, el resto del retablo.

La predela del retablo se encuentra dividida en dos paneles de 191 x 56 x 193 x 56 cm que representan diez escenas de la Pasión de Cristo. Falta la parte central, dado que los paneles están seccionados en el extremo y no se sabe que había en medio de ellos y hay varias manchas de cera, de las velas que se encendían en la iglesia de San Jorge. Curiosamente, el rostro de Judas se encuentra emborronado. Según ha explicado Contreras, la gente se enfadaba con quienes maltrataban a Cristo. Los tachones, según se ha acordado con el Victora and Albert, se mantendrán como «parte de la historia» del retablo.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario