Opinión VALENCIA CF 100

Marcelino seguirá si elimina al Sporting y gana en Vigo

Marcelino García Toral, entrenador del Valencia CF/Antonio Casañ, valencianista.eu

El dueño del club acepta los argumentos de Alemany sobre la continuidad del técnico asturiano…, de momento

Valencia, 14 de enero de 2018

E. Monasterio.- No me creo las informaciones sobre la continuidad de Marcelino García Toral que adelanta algún medio radiofónico nacional con delegación en Valencia. Y no me las creo porque no responden a la verdad y sí a darle la razón al jefe en Madrid. Un jefe que por cierto, de tanto contradecirse con tal de atacar al Valencia, es capaz un día de poner a parir hasta el hartazgo el juego del equipo esta temporada y al día siguiente censurar que el propietario de la entidad, el señor Peter Lim, que se ha gastado una millonada en los caprichos del entrenador, preocupado por la situación, convoque a sus dos primeros ejecutivos en la sede de la empresa -Meriton Holdings- en Singapur, que rige el destino de la sociedad que Amadeo Salvo y Aurelio Martínez (al que nunca citan en esa emisora, por cierto) le vendieron.

Porque al margen de opiniones personales, más o menos teledirigidas por línea editorial, si el Valencia cae eliminado mañana ante el Real Sporting de Gijón o pierde ante el Celta de Vigo el sábado en Balaídos, el entrenador será cesado. Porque cómo le ocurrió a don Vicente Tormo en su día, a don Arturo Tuzón, a don Paco Roig y al propio Lim el día del Valencia-Las Palmas en Mestalla de hace dos temporadas, cuando Mestalla dice basta, dicta sentencia. Y eso es algo que el señor Alemany todavía no ha vivido en nuestra ciudad, aunque algunos le hayan advertido tan subjetivamente cómo el citado jefe.

Así que no, no me creo que, aunque Marcelino siga justificando con su proverbial soberbia y descaro la  la falta de gol de sus delanteros, el entrenador continúe si en realidad lo que provoca la pobrísima temporada del equipo que el dirige son sus decisiones en cuanto a traspasos y fichajes, así como su cabezonería (o su falta de aptitud) al mantener un sistema que ya no sorprende a nadie, que no funciona ni siquiera en defensa -en cada partido marca el rival-, que carece de alternativas ante adversarios mucho más humildes y que va a significar quedarse fuera de Champions para la siguiente edición, la eliminación en fase de grupos en el presente ejercicio y un nuevo e importante deterioro económico para el club que provocará un retraso considerable en volver a la élite en LaLiga y en Europa. No hace falta más que ver de qué delantero se habla como posible ¿refuerzo? en el mercado de invierno, que no es otro que Sergio León, que, con todo mi respeto, ni juega en el Betis.

En fin, no, no es un riesgo decir que si el equipo no gana sus dos próximos partidos oficiales, -tal vez si no vence en el primero de este martes-, Marcelino pasará a ser historia en el Valencia del Centenario, al tiempo. Sería una solución terapéutica, la única posibilidad de enderezar el camino del fracaso por el que conduce al equipo el técnico asturiano.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario