El viejo profesor

¡MI HIJO SIEMPRE ME TRAE DIEZ!

LAS CONTRADICCIONES DE LOS ESTUDIANTES EXCELENTES

Cuando ingresamos a una carrera siempre nos encontramos con alumnos que obtienen notas maravillosas, destacándose en cada materia y siendo reconocidos por los profesores. Sin embargo, muchos de ellos no . encuentran su lugar a la hora de buscar trabajo y no pueden lograr el éxito que buscan. Por el contrario, sus compañeros que no obtenían las mejores notas se encuentran posicionados en mejores puestos, con un futuro ideal por delante. Descubre por qué surgen estas contradicciones y cómo solucionarlas.

El gran problema se presenta cuando los alumnos brillantes se encuentran en una entrevista de trabajo incluso en un primer puesto y no saben relacionarse. Los especialistas lo relacionan con la inteligencia cognitiva y la emocional. Estos alumnos desarrollan mejor la primera, por supuesto, pero no pueden trasladar la inteligencia emocional al trabajo. La capacidad de relacionarse se ve truncada y no logran encontrar su lugar. La mayoría hizo su carrera solo, estudiando fuertemente y olvidándose de “salir al mundo”. Esto aumenta el riesgo de no conseguir el éxito laboral y por ende, las frustraciones venideras.

P or otro lado, existen alumnos que no logran obtener las mejores notas, es decir, desarrollar mejor su inteligencia cognitiva, pero en cambio tienen un poder de relación más desarrollado. Es decir, tienen la capacidad para resolver problemas, comunicarse con sus jefes y compañeros y en especial para desenvolverse ante situaciones laborales que impliquen un pensamiento lateral. Son personas que saben enfrentar conflictos y resolverlos en corto plazo.

E l éxito laboral ha estado ligado siempre al éxito académico, sin embargo, esto no se cumple en todos los casos ya que según una investigación realizada por el Consortium for Research on Emotionallntelligence in Organizations, el éxito profesional se debe en un 23 % a las capacidades intelectuales (la inteligencia cognitiva) y en un 77% a las aptitudes emocionales (la inteligencia emocional). Aunque parezca un problema de inteligencias, la realidad es que la emocional tiene la capacidad de desarrollarse y trabajarse siempre, al contrario de la cognitiva, la cual tiene un límite.

S i aún te encuentras en la universidad y tienes capacidad para aprender logrando buenos resultados, deberás salir un poco más al mundo y comenzar a relacionarte. Pon a prueba tu inteligencia emocional y aprende de ello. De igual forma si tienes notas bajas, esfuérzate por equilibrar tu inteligencia cognitiva con la emocional.

print
Comentarios

Buenos días


La tarea del educador moderno no es talar selvas, sino regar desiertos. (C.S. Lewis)

RÓTULOS CARDONA

Sígueme en Twitter