El viejo profesor

RETO2: CAMBIO DE PARADIGMA EN EL APRENDIZAJE

EL VIEJO PROFESOR

RETO 2: Cambio de paradigma en el aprendizaje
También los estudiantes tienen que aprender a trabajar con los nuevos métodos. El mayor de los retos estriba en que el material que manejan ya no está sistematizado, albergado todo junto en un mismo libro. Tienen que localizarlo en diversas fuentes y ahí radica el reto.

Aspiazu explica que “los niños necesitan investigar bibliográficamente. Si no, no aprenden a encontrar las fuentes válidas y a saber intercalar información de varias fuentes.No son capaces de diferenciar una buena fuente de una mala”

. En este sentido, apunta la necesidad de enseñar a los alumnos recursos adecuados a su edad y capacidad en los que se tenga certeza del valor del contenido, como Google Académico o Dialnet para la búsqueda de ensayos científicos acreditados.
Como la información está tan atomizada, los alumnos tienen que desarrollar una mayor capacidad de síntesis para recolocar todos esos elementos. Por eso disponen de herramientas digitales adecuadas pero necesitan, sobre todo, organizar los conocimientos en su cabeza.
Hay un último elemento clave: la comprensión por parte de los padres del cambio de modelo de estudio. Si un alumno, bajo la indicación de su profesor, dedica la tarde a ver una serie de vídeos de Youtube y después meterse en una páginas webs dinámicas para hacer unos ejercicios, no pueden recibir la crítica de sus padres con frases omo “Eso no es estudiar o “En mi infancia sí que estudiábamos”. Desacreditar el método de estudio de los hijos es grave tanto para su autoestima como para su motivación. Los padres necesitamos estar bien preparados, formarnos con literatura de referencia en la materia, interesarnos por el mundo en el que se desarrollan nuestros hijos, preguntar las dudas a nuestros referentes en el colegio y avanzar juntos.

print
Comentarios

Buenos días


El secreto de la educación reside en respetar al pupilo. (Ralph Waldo Emerson)

ES NOTICIA… Segunda estrella para Francia

ES NOTICIA… Segunda estrella para Francia

Ganó Francia, probablemente el fútbol que se avecina. Y si el futuro ya está aquí, trae a Mbappé a toda pastilla, como sucedió hace sesenta años con Pelé. Él le dio valor a centrocampistas de altos hornos como Kanté y Pogba. Y a centrales que valen como laterales (Pavard y Lucas) para borrar fronteras y complejos. Y a centrales de mucha fibra y buen pie como Varane y Umtiti. Y a un fabuloso Griezmann, reorientado a jugador total. Habrá que acostumbrarse, que no es lo mismo que enamorarse. Una selección de más de 1.000 millones de euros metida en cintura por Deschamps, capaz de quitarle los defectos colectivos a costa de ensombrecer las virtudes individuales. Pero una selección campeona, al fin y al cabo, que quedará para la historia. Un equipo en mate que sucede al brillo de España y Alemania y un jugador, Mbappé, que aspira a la posteridad.

as.com

RÓTULOS CARDONA

Sígueme en Twitter