Valencia

UN BELÉN DE PLÁSTICO RECICLADO

NOTA DE PRENSA

Un belén de plástico reciclado bajo las aguas tropicales del Oceanogràfic

• El acuario valenciano celebra las fiestas navideñas con un Nacimiento de la artista Rosa Montesa
València, 14 de diciembre de 2017. Los visitantes del Oceanogràfic ya pueden contemplar desde hoy el belén sumergido de plástico reciclado que se ha instalado en el acuario con aguas tropicales de la Sala Oval. Rosa Montesa ha sido la artista encargada de crear y diseñar este Nacimiento, con el que se quiere hacer una llamada de atención para seguir concienciando para reciclar los plásticos y contribuir, así, a no contaminar más los océanos.

El belén cuenta con la representación tradicional de la Virgen María, San José y el niño Jesús, pero también con un sinfín de familias de peces, medusas y corales que le rodean. Las figuras están inspiradas en las vidrieras de las iglesias, planas y con mucho colorido. La técnica empleada para su elaboración consiste en aplicar calor al plástico para fusionar las distintas capas, como si de un puzle se tratara. La artista pretende con esta obra imitar al máximo la naturaleza intentando que las botellas, sin modificar su color original, cobren vida.

Para Rosa Montesa el plástico reciclado es la materia prima de todos sus trabajos. En esta ocasión se han utilizado, principalmente, plásticos PET como botellas de agua, refrescos o barriles de cerveza de plástico trasparente. En ningún caso se han utilizado elementos químicos como pintura o pegamento ya que no son aptos para convivir dentro del acuario.

print
Comentarios

Buenos días


El secreto de la educación reside en respetar al pupilo. (Ralph Waldo Emerson)

ES NOTICIA… Segunda estrella para Francia

ES NOTICIA… Segunda estrella para Francia

Ganó Francia, probablemente el fútbol que se avecina. Y si el futuro ya está aquí, trae a Mbappé a toda pastilla, como sucedió hace sesenta años con Pelé. Él le dio valor a centrocampistas de altos hornos como Kanté y Pogba. Y a centrales que valen como laterales (Pavard y Lucas) para borrar fronteras y complejos. Y a centrales de mucha fibra y buen pie como Varane y Umtiti. Y a un fabuloso Griezmann, reorientado a jugador total. Habrá que acostumbrarse, que no es lo mismo que enamorarse. Una selección de más de 1.000 millones de euros metida en cintura por Deschamps, capaz de quitarle los defectos colectivos a costa de ensombrecer las virtudes individuales. Pero una selección campeona, al fin y al cabo, que quedará para la historia. Un equipo en mate que sucede al brillo de España y Alemania y un jugador, Mbappé, que aspira a la posteridad.

as.com

RÓTULOS CARDONA

Sígueme en Twitter