Actualidad HUMOR Valencia

LA NAVIDAD SE CARGA A AMENÁBAR

El Turco

El anuncio de la lotería de Navidad de este año tenía todas las papeletas para convertirse en un clásico: Alejandro Amenábar y casi 20 minutos de filmación para crear una mini-joya visual a la altura de TESIS, ABRE LOS OJOS o LOS OTROS.

Pues bien, si alguien se esperaba algo parecido y todavía no lo ha visto (atención, que la noticia incluye SPOILER), el resultado no ha podido ser más “moñas”; tanto que a uno le deja una sensación  de que “cualquier calvo de la lotería pasado fue mejor”.

Está claro que la Navidad tiene eso, una exaltación de la ñoñería, pero el spot  renuncia en todo momento a cualquier posibilidad de crear algo bueno de verdad.

Para empezar, la “extraterrestre” aterriza en España y no en EEUU, como suele ocurrir en las buenas películas de ciencia ficción. Mal comienzo. (Es broma).

La época, no puede ser de otra manera, es la Navidad, y la extraterrestre acaba haciendo cola para comprar un décimo de lotería cuando conoce al chico que, muy amable él, no sólo le ayuda a elegir el número sino que también se lo paga. (Esto ya no es broma, que seguimos en crisis).

Bueno, el caso es que, a pesar de que la chica le hace una cobra y de que habla menos que un “furby”sin pilas, el chico se enamora de ella. (Cuidado; como las asociaciones feministas se den cuenta de la “cosificación de la mujer” en  la que incurre el anuncio, vamos a tener un problema).

Seguimos.

Resulta que, un día, la extraterrestre  se pierde en la ciudad y no sabe volver al apartamento de su chico y, como ella sigue sin saber decir dos palabras seguidas, ya no se vuelven a ver. (O sea, que tenemos a una marciana que llega a la Tierra desde miles de millones de años luz pero que se pierde en Madrid y que, además, es incapaz de aprender un poquito el idioma en las semanas que se tira viviendo con el chaval en su casa. Bieeennnnnn).

Sin embargo, mira tú por dónde, el día del sorteo de la lotería les toca el gordo y, ahora sí, los dos se encuentran en la administración donde compraron los décimos y se besan apasionadamente porque han tenido “mucha suerte”. (Eso lo dice él, porque ella sigue sin abrir la boca).

En fin, que el anuncio termina, tú te quedas con la sensación de que Amenábar podía haber dedicado su tiempo a otra cosa y, sobre todo, te acuerdas de ese mensaje que lleva días navegando por las redes sociales: “Es más fácil enrollarte con una extraterrestre que que te toque la lotería”.

Feliz Navidad.

 

print
Comentarios

Buenos días


Cáete siete veces y levántate ocho-proverbio japones.

PAGOS CON PAYPAL O TARJETA DE CRÉDITO (Pulsar Botón "COMPRAR AHORA" )

Colegio Regina Carmeli.- Paterna

Colegio Regina Carmeli.- Paterna

EL PLANTÍO

ES NOTICIA… Alcoy vuelve a rendirse a la espectacularidad de sus Entradas de Moros y Cristianos

ES NOTICIA… Alcoy vuelve a rendirse a la espectacularidad de sus Entradas de Moros y Cristianos


Alcoy ha revivido este domingo las batallas de la Reconquista con sus Entradas de Moros y Cristianos, declaradas de Interés Turístico Internacional. La coincidencia con el fin de semana y la meteorología, que finalmente ha respetado el día más llamativo de estos festejos, contribuyeron al lleno absoluto, con miles de personas que ocuparon al milímetro balcones y aceras de las principales calles del centro de la ciudad. Tras la primera Diana, que empezó cuando apenas rompía el alba, arrancó desde El Partidor la Entrada Cristiana, que este año corrió a cargo de la Filà Navarros. Desde lo más profundo de los bosques del norte, envueltos en un halo de misticismo, hicieron su entrada las tropas del Capitán, figura que encarnó el veterano festero José Vicente Jornet. Le precedieron grupos de amazonas y bailes de sobrecogedores aquelarres, así como imágenes tan espectaculares como las que dejaron los Zanpantzar, procedentes en este caso del pueblo de Ituren. Estos personajes tradicionales de la cultura vasca, que anuncian la llegada del carnaval agitando sus cuerpos de paja y sus cencerros, deleitaron al público con sus movimientos y contundentes sonidos.
elmundo.es

InformaValencia, en Facebook

InformaValencia, en Facebook

Sígueme en Twitter