VALENCIA CF 100

Garbiñe Muguruza sufre a un público antideportivo y maleducado en Roland Garros

Garbiñe sufrió la presión de un público irrespetuoso./TDP

La vigente campeona cae ante la local Kristina Mladenovic en octavos de final (6-1, 3-6, 6-3)

IT.- La francesa Kristina Mladenovic, cabeza de serie número 13, derrotó este domingo en octavos de final a la española Garbiñe Muguruza, la defensora del título en Roland Garros, por 6-1, 3-6 y 6-3 en una hora y 59 minutos.

La francesa llevó la iniciativa casi todo el partido ante una Muguruza desconcentrada ante los gritos antideportivos del público francés, que no consiguió sobreponerse a la enorme presión ejercida desde las gradas de la pista Suzanne Lenglen por una afición entregada a la jugadora francesa, quien caldeó el ambiente con constantes invocaciones al público. Ni las 16 dobles faltas de Mladenovic le sirvieron a la española para superar a una adversaria mucho más metida en el partido.

Diez mil espectadores apoyando sin miramientos a su jugadora. “¿Qué queréis que os diga? Ya lo habéis visto si habéis estado en la pista. Me recordó más a un partido de Copa Federación. No viví una buena sensación, creo que el público en ocasiones le faltó al respecto al juego, al tenis”, señaló Garbiñe Muguruza sobre los aficionados, de absoluta mayoría francesa.

“Una aprende a hacer oídos sordos y concentrarse, aunque sea difícil. Es chocante que pase en un torneo tan especial para mí”, apostilló.

Se acabó la presión de defender corona, algo “sobre lo que llevo tiempo siendo preguntada, pensando. Pero también ha sido un privilegio para mí, pocas pueden decir que defienden Roland Garros. Y no creo que haya hecho nada particularmente malo, sino que ella jugó muy bien al final”, analizó la española.

Se marcha “un poco triste”, entre el dolor y también cierto alivio por dejar atrás un torrente de emociones. A dedicarse al futuro, la hierba. “He hecho cuatro buenos partidos, mantengo la ilusión de seguir mejorando”, concluyó.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Buenos días


La tarea del educador moderno no es talar selvas, sino regar desiertos. (C.S. Lewis)

RÓTULOS CARDONA

Sígueme en Twitter