Opinión

Ignorante en la oscuridad

Vicente Torres

Según Goethe, el que no sabe llevar su contabilidad por espacio de tres mil años se queda como un ignorante en la oscuridad y sólo vive al día.

En Facebook se ven personas de las dos clases, de las que todo indica que intentan llevar su contabilidad y de las que sólo les importa vivir al día. Cada una de las dos cree que es más inteligente que la otra, pero ninguna puede demostrarlo, puesto que los sistemas de razonamiento de ambas son distintos.

Obviamente, quienes intentan saber qué hacen en el mundo y qué sentido tiene la vida aportan más a la sociedad y lo hacen voluntariamente. Porque la vida está montada de tal modo que incluso quienes sólo desearían hacer maldades han de producir algún beneficio a la sociedad. Los protagonistas de este caso se sienten felices de saber que los frutos de sus esfuerzos sirven a los demás. Se les conoce porque tratan de aportar ideas, sus discursos coherentes y orientados en la búsqueda del bien común, sin importarles que los sectarios se puedan molestar por lo que dicen.

Esta manera de actuar es tenida por torpe por los otros, por los que demuestran un egoísmo sin límites, puesto que sólo piensan en sí mismos. Contra lo que se pudiera pensar, estas personas tan egoístas obtienen mucha aceptación, porque son muchas y a todas ellas les parece natural esta manera de ser.

Quienes pertenecen a este sector ponen comentarios tendentes a incentivar el odio, o, simplemente, no se involucran en nada. Intentan captar la atención de personas de tendencias dispares, procurando que nadie se incomode y siempre en beneficio propio. Suelen ser prepotentes, jugadores de ventaja y no les importa traicionar, mentir, o engañar, siempre y cuando el coste de esas maldades sea asumible. Si leen, y algunos leen mucho, no es por aprender, sino para presumir de que han leído esto, aquello o lo otro.

Nunca se comportan de acuerdo con sus lecturas. Tener discurso les comprometería.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario