Parchis
Valencia

1-1. El Valencia de Lim es incapaz de ganar al colista

Lamentable actuación general un equipo en el que tan solo destacó el buen hacer de Gayá y la lucha de Zaza

MH.- Minuto 58 de partido en el semivacío Mestalla: “¡Peter vete ya!, Peter vete ya!”. Y así, de vez en cuando, hasta el final. Basta con decir que Munir, el peor jugador con diferencia del partido -una vez más-,  fue el autor del gol del empate ante el Sporting de Gijón.

Un partido para echarse una buena siesta y desde luego, para lamentar haberse perdido la mascletá. El Valencia más vulgar como equipo de la LigaSantander no fue capaz de inquietar al portero asturiano nada más que en dos ocasiones y en una de ellas era un lanzamiento de penalti. Esa y un disparo a la media vuelta de Simone Zaza , al margen de gol de la igualada, sumaron todo el balance de peligro local ante el débil conjunto de Rubi.

Llevó siempre la iniciativa en el juego el Valencia, aunque sin terminar de hilvanar una jugada con precisión. Únicamente el gran trabajo realizado por su banda de Jose Luis Gayá, con tres o cuatro centros en busca de los remates de cabeza de Zaza, habrían alguna esperanza para la afición valencianista. De lo demás, todo negativo. Se esperaba un equipo enrabietado por la penosa imagen ofrecida la jornada anterior en el Calderón. Pero esta plantilla ni siente ni se altera.

A los cuatro minutos de juego, Orellana quiso sorprender de zurda desde fuera del área a Cuéllar con un disparo raso al palo izquierdo pero detuvo bien el meta sportinguista. En el 29′, un preciso centro de Gayá lo cabeceó fuera Zaza. Igual que en el 35′, en el que el italiano dejó para Munir que no llegó. Y en el 37′, en jugada personal, Gayá cayó dentro del área, aunque no pareció falta. Ya en el 44′, Vesga peinó a la salida de un córner y el balón llegó a tocar larguero por la parte exterior. Esa fue la única aproximación astur en la primera mitad.

En cuanto al desarrollo del juego, con el Sporting cediendo casi todo el campo al Valencia, Parejo fue otra vez ese jugador lento, como abstraído en otra cosa, capaz de dar un pase de 60 metros y a continuación perder tres balones en la salida por falta de concentración. Carlos Soler intervino poco y con escaso acierto siempre. Tuvo una buena oportunidad al cabecear desvíado en los compases finales de encuentro. Orellana estuvo lento y fallón, siempre impreciso para terminar la transición. Lo de Munir es lamentable, una nulidad absoluta e incomprensible su titularidad en detrimento además de Santi Mina. Y Cancelo parece saltar al campo como jugador de play-station, por todo lo que intenta y que solo cabe en su inmadura imaginación.

Simone Zaza, todo voluntad y lucha, no tuvo suerte con sus remates./VCF

Lo más sabroso del choque ocurrió en la segunda mitad. Jugaba muy ordenadito el Sporting atrás hasta el primer minuto en el que, en una falta lateral a su favor mal ejecutada, Orellana se llevó el balón, cruzó todo el campo sin oposición y disparó fuera delante de Cuéllar. Después fue Cases el que probó de lejos a Alves y en el minuto 52′, tras una pérdida de Douglas, Gayá profundiza dentro del área y es derribado por Vesga. Penalti que falló Parejo, disparando donde más les gusta a los porteros, a media altura y a un metro del palo.

Y cuando comenzaban los cánticos contra el propietario del club, minuto 59′, el croata Côp remachaba el gol visitante tras un rechace de Alves a disparo de Burgui. 0-1. Y más cánticos, aunque las caras orientales del palco continuaban como de cartón piedra, como las de los ninots falleros, inmutables.

En el 77′, el voluntarioso Zaza empalmó a media vuelta tras controlar con el pecho, obligando a Cuéllar a intervenir con mucho acierto. En la siguiente jugada, una dejada de Zaza impecable para Munir la desaprovecha el barcelonista fallando clamorosamente en el disparo. Voro quemó todos su escasísimos recursos y sacó del campo a Montoya por Mina y a Mangala por Bakkali para buscar disminuir tanto ridículo.

Y en el minuto 84′, con el Sporting dedicado a guardar su área, un balón colgado de Cancelo al que no llega Zaza, lo aprovecha Munir para cabecear a la red. 1-1. Todavía creó otra ocasión un incansable Gayá con un centro que Zaza volvió a cabecear fuera por poco. Entre tanto, el Sporting dispuso de dos ocasiones que no llegaron a fructificar.

En definitiva, pobre imagen y lamentable puesta en escena en Mestalla de un Valencia que está roto, sin mentalidad y sin rumbo. Y sin soluciones a corto plazo por la insultante actitud del magnate singapurés.

Datos del partido.- 

Valencia CF: Diego Alves, Montoya (Santi Mina, m. 63), Garay, Mangala (Bakkali, m. 82), Gayà, Parejo, Carlos Soler, Cancelo, Orellana, Munir y Zaza.

Real Sporting de Gijón: Cuéllar, Douglas, Mere, Babin, Canella, Carmona, Sergio A., Vesga, Burgui (Echiejile, m. 72), Nacho Cases (Xavi Torres, m. 80) y Cop (Castro, m. 76).

Goles: 0-1. M. 60: Cop. 1-1. M. 85: Munir.

Árbitro: Álvarez Izquierdo (comité catalán). Amonestó a Orellana, Zaza y Mangala del Valencia CF, y a Nacho Cases, Douglas, Cop y Xavi Torres del Sporting.

Partido de la vigesimoséptima jornada de la Liga, disputado en Mestalla ante 28.765 espectadores. La Fallera Mayor Infantil 2017 de Valencia, Clara Parejo, y su corte de honor, junto a la Fallera Mayor de 1989 Covadonga Balaguer, el artista fallero Pedro Santaeulalia, el ex director de la Banda de Música de Valencia y compositor del ‘Amunt Valencia’ Pablo Sánchez Torrella, el pirotécnico Ricardo Caballer y el presidente de Falla más veterano con más de 40 años en el cargo Antonio de Zárate, hicieron foto de familia sobre el césped de Mestalla. Todo ello con motivo de la declaración de las Fallas de Valencia por la UNESCO como patrimonio de la humanidad. La Unió Musical de Rafol de Salem recibió al equipo a su llegada al estadio y amenizó el descanso del encuentro.

print

1 Comment

Haga clic aquí para publicar un comentario