Parchis
Valencia

La Audiencia de Valencia condena a cinco años y medio de prisión a un hombre que intentó degollar a un policía

Agredió al agente cuando acudió a la Comisaría para quejarse porque la Policía Local le había inmovilizado el coche

La Sección 4ª de la Audiencia Provincial de Valencia ha condenado a cinco años y medio de prisión a un hombre que intentó degollar a un agente de la Policía Nacional cuando reclamaba por que la Policía Local le había inmovilizado el vehículo. La sentencia, fruto de una conformidad entre las partes, le considera culpable de un delito de homicidio en grado de tentativa.

Los hechos sucedieron en enero de 2016 cuando el condenado, de 56 años de edad, sufrió un accidente de tráfico con otro vehículo. Cuando la Policía Local se personó en el lugar del incidente, los agentes inmovilizaron su vehículo porque no había pasado la ITV.

Horas después, el condenado se presentó en la Comisaría de Marítimo de la Policía Nacional para denunciar que los agentes municipales le habían quitado el coche. Allí le explicaron que esos hechos no eran motivo de denuncia, pero le invitaron a poner una queja en las dependencias de la Policía Local.

Según el relato de hechos probados, cuando el condenado salía de la comisaría, sacó de su cinturón un cuchillo de 12 centímetros, agarró por el cuello a un agente, que estaba de espaldas, e intentó cortarle la garganta.

El policía se defendió, cogió el cuchillo y forcejeó con el agresor. Inmediatamente, varios compañeros acudieron en ayuda de la víctima y redujeron al condenado.

Tres años de prisión por traficar con cocaína

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Castellón ha condenado a un policía local de Onda a tres años de prisión por traficar con drogas, especialmente cocaína. La sentencia, fruto de una conformidad entre las partes, le considera autor de un delito contra la salud pública.

La Sala también condena a una pena de un año y medio por el mismo delito a la esposa del agente que, según los hechos probados, era la encargada de vender la cocaína al ‘menudeo’ entre los consumidores.

Por último, junto al policía y a su mujer, la Audiencia impone tres años de prisión a otro hombre, encargado de abastecer de cocaína al agente, por un delito contra la salud pública.

Los hechos sucedieron en 2013 cuando, a partir de la investigación del Grupo EODA de la Guardia Civil, se determinó que el matrimonio se dedicaba a la venta de cocaína al menudeo, abastecidos por el tercer condenado.

Durante la investigación, los agentes realizaron registros domiciliarios en las casas de los acusados en la localidad de Onda, donde localizaron más de 175 gramos de cocaína y utensilios para tratarlas y preparar las papelinas para su distribución.

Además, el agente municipal guardaba en casa más de 5.700 euros y otros 120 euros en la taquilla personal de su puesto de trabajo, procedentes de la venta de sustancias estupefacientes.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario