Cultura

El Consorcio de Museos y la Fundación Chirivella Soriano recorren 70 años de trayectoria de Salvador Montesa

Desde sus principios figurativos hasta la abstracción, esta exposición nos aproxima a una de las obras pictóricas imprescindibles del siglo XX en Valencia

iV.com.- El Consorcio de Museos de la Comunidad Valenciana y la Fundación Chirivella Soriano inauguran la exposición ‘Salvador Montesa, entre la figuración y la abstracción (1949-2016)’, comisariada por Pascual Patuel, que podrá verse en la sede de la Fundación, en el Palacio Joan de Valeriola hasta el 2 de octubre.

La muestra ha sido presentada por el director del Consorcio de Museos de la Comunidad Valencia, José Luis Pérez Pont, el Presidente de la Fundación Chirivella Soriano, Manuel Chirivella, el propio artista, Salvador Montesa, y el comisario de la exposición, Pascual Patuel.

Según Pérez Pont «el Consocio de Museos dedica la primera exposición retrospectiva a Salvador Montesa, figura imprescindible del siglo XX valenciano. Miembro fundador del que fuera uno de los grupos más influyentes en la década de los 50 del arte español, el Grupo Parpalló, esta exposición es un merecido homenaje a toda su trayectoria».

Tras las exposiciones dedicadas a Monjalés, Vicente Castellanos o al Grupo Parpalló en sí mismo el Consorci de Museus con la ayuda de historiadores como Pascual Patuel, termina de reconstruir esa generación de los 50 y contribuye a completar un periodo destacado del arte contemporáneo valenciano.
«Valentía, atrevimiento, lucha, son adjetivos que podrían describir lo que este grupo de artistas fueron capaces de hacer en medio de un ambiente conservador y tradicionalista. Vencieron el academicismo decimonónico y empezaron a mirar a Europa. Junto a él estarían Manolo Gil, Andreu Alfaro, Doro Balaguer o Joaquín Michavila.» explica Pérez Pont.

El director del Consorcio de Museos ha matizado que «al igual que otros miembros del Grupo Parpalló, Salvador Montesa perpetuó una importante trayectoria artística individual. Su arrojo, su lucha son un ejemplo para las nuevas generaciones que, en otro contexto pero no sin dificultades deben abrirse paso hoy en día en el difícil mundo laboral en un entorno cultural como el actual».

La exposición hace un recorrido por casi 70 años de su vida, dedicados incondicionalmente al arte y también a la enseñanza del arte. La muestra repasa a través de una selección de 59 piezas las diferentes etapas de su trayectoria artística.

La trayectoria de Montesa partió de los presupuestos del impresionismo de cariz sorollista, para evolucionar hacia posturas cercanas al postimpresionismo, expresionismo y cubismo, y adentrarse en las múltiples facetas del movimiento abstracto, hasta desembocar en una figuración de tipo intimista.

Según explica el comisario de la muestra, Pascual Patuel, «su rica evolución es fruto de los contactos artísticos y culturales que ha ido desarrollando a lo largo de los años, con distintos lugares de residencia y dedicación profesional que le han ido modelando y perfilando como artista. Esta es la explicación que permite entender sus distintas aventuras en el terreno de las vanguardias históricas, la abstracción, la figuración, el mundo infantil, etc» que se podrá ver en la Fundación Chirivella Soriano.

Cabe destacar, por su importancia, las primeras producciones abstractas que fueron realizadas por Montesa entre 1956 y 1958 antes de su viaje a París y que coinciden con su incorporación al Grupo Parpalló (1956-1961), antes de su regreso a España y su establecimiento definitivo en Sevilla a mitad de los años sesenta del siglo pasado.

Desde el 2008, Montesa ha llevado a cabo un reencuentro con sus orígenes abstractos y la recuperación del lenguaje informalista de los años cincuenta. Hoy Montesa sigue en ese afán de búsqueda que le lleva por caminos desconocidos a la aventura de la experiencia artística.

print

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario