Valencia

La UCV y la FCAPA expresan su repulsa a la “blasfema profanación” de la Virgen de los Desamparados

Sánchez Cámara: “No sólo es una agresión ilícita a los católicos, sino también a la Constitución y a la convivencia”

iV.com.- El rector de la Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir (UCV), Ignacio Sánchez Cámara, ha expresado mediante un comunicado su repulsa a la “blasfema profanación” de las imágenes de Nuestra Señora de los Desamparados y de la Virgen de Montserrat editada por la asociación Endavant.

Asimismo, insta a toda la comunidad universitaria a participar en el acto de desagravio a la Mare de Déu, convocado por el cardenal arzobispo de Valencia Antonio Cañizares, el próximo jueves, 16 de junio, a las siete y media de la tarde en la plaza de la Virgen para rezar el Santo Rosario y asistir a la Misa en honor de la Virgen María en la Catedral, para “pedir que no vuelvan a repetirse en nuestra sociedad actos tan abyectos como éste que no ofenden sólo a los católicos sino también a todos los hombres de buena voluntad que defienden la libertad y la tolerancia”.

Igualmente, el rector ha expresado también su “más firme defensa de nuestro Gran Canciller ante los injustos ataques sufridos en los últimos días como consecuencia del ejercicio de su deber pastoral”.

Según Sánchez Cámara la propaganda de la citada asociación constituye una “agresión no sólo a las convicciones y sentimientos de los católicos sino también a la libertad de conciencia de todos los ciudadanos, al margen de su eventual y justificada tipificación como ilícito penal”.

Para el rector de la UCV, la libertad de expresión, garantizada por la Constitución y el resto del ordenamiento jurídico, no ampara la injuria, la calumnia, el insulto, la ofensa y la incitación al odio y a la delincuencia. “Los hechos repudiados no constituyen sólo una agresión ilícita a los católicos sino también a la Constitución, a la libertad y a los principios de la convivencia democrática”, afirma.

Sánchez Cámara subraya, asimismo, que la Universidad “no puede dejar de expresar su repulsa a un acto que entraña la más flagrante vulneración del espíritu que la anima, que se manifiesta en la búsqueda de la verdad, el debate sereno y razonado, el respeto a quienes piensan de manera diferente de la nuestra, el rechazo del insulto y la descalificación y la abolición de la degradación intelectual y moral. La imagen brutal es también una agresión a la Universidad como institución”.

FCAPA

La Federación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos de Valencia (FCAPA) ha condenado hoy el “fanatismo intolerante de quienes son incapaces de respetar las creencias ajenas”, ante la campaña propagandística en la que se profana a la Virgen de los Desamparados y a la Virgen de Montserrat.

En un comunicado emitido hoy, la FCAPA expresa su adhesión al acto de desagravio a la patrona de Valencia convocado por el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, para el próximo jueves en la plaza de la Virgen.

Según la entidad, que agrupa a más de 55.000 familias en la provincia de Valencia, “con demasiada frecuencia se producen insultos y actos gratuitos de ofensa a los sentimientos y creencias de los católicos, tanto contra nuestra Fe (Dios, Jesucristo, la Virgen María, los santos, los sacramentos, el magisterio) como contra nuestras instituciones, tradiciones y representantes (el Papa, los Obispos, los sacerdotes y las monjas, la Iglesia, los templos)”.

Por ello, la FCAPA se pregunta si “¿consideran tan poco valioso aquello en lo que creen y lo que practican que solo saben defenderlo y promoverlo insultando, mostrando su odio, generando división en la sociedad y atacando a los que no viven o piensan como ellos?”

En su comunicado, la Federación valenciana afirma que “los valencianos acabamos de sufrir un lamentable ejemplo que, aunque generado por un grupo, muchos han hecho suyo con su silencio complacido, cómplice y cobarde”.

FCAPA se suma al acto convocado para el jueves, día 16 de junio, a las 19.30 de la tarde, en la Plaza de la Virgen, de Valencia, con el rezo del Santo Rosario, y seguidamente la Santa Misa en honor a la Virgen María, en la Santa Iglesia Catedral de Valencia, y anima “a todas las asociaciones de padres de esta federación a que difundan la invitación del Arzobispo entre todas las familias a las que representan y a que acudan al acto”.

Asimismo, la FCAPA, “que siempre ha defendido cívica, pacífica y democráticamente sus opiniones y propuestas, exige respeto absoluto a quienes, paradójicamente, suelen reclamar tolerancia para sus planteamientos y actitudes y se erigen en censores y jueces de los demás”.

En efecto, “muchos de los colectivos y personas que suelen mostrar una excesiva sensibilidad ante las críticas, supuestas o reales, que padecen, demuestran, como en el caso de esta grave ofensa y de algunos carteles que están ensuciando las paredes de nuestras calles y plazas, muy poco respeto a las creencias, las prácticas y la moral de los ciudadanos que no pensamos como ellos, dificultando la convivencia en paz entre todos”.

Estas actitudes “contravienen” el artículo 18 de la Declaración Universal de Derechos Humanos: “Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión; este derecho incluye la libertad de cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su creencia, individual o colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia.” En “toda persona” estamos también incluidos los ciudadanos católicos.

print

Añadir comentario

Pincha aquí para escribir un comentario

ES NOTICIA

ATENTADO EN BARCELONA
Harry Athwal, el turista británico que no quiso dejar morir solo al niño Julian en el suelo de La Rambla

Harry Athwal es un turista británico de 44 años que durante las últimas horas se está convirtiendo en Reino Unido en el símbolo de valentía, humanidad y ayuda a las víctimas de los atentados en Barcelona y Cambrils por su actitud con Julian Cadman, el niño australiano de siete años que los Mossos han confirmado que murió en el ataque terrorista en La Rambla. Este inglés de Birmingham se encontraba en el balcón del primer piso de un restaurante de La Rambla en el momento del atentado del pasado jueves. Desde allí vio el ataque y tras pedir a sus acompañantes que no se movieran de ahí, bajo a prestar ayuda. “Fue instintivo. Miré a ambos lados, había cuerpos esparcidos y a mi derecha estaba el niño, en medio de la calle. Corrí directamente a él”, declaró Athwal al periódico británico Mirror. “Estaba inconsciente, su pierna estaba doblada y le salía sangre de la cabeza. Sabía que era más que sangre”, afirma. “Le tomé el pulso y no tenía. Puse mi mano sobre su espalda y pensé que se había ido. Le acaricié el pelo y me llené de lágrimas, pero me quedé con él, me senté allí porque no iba a dejar a este niño en medio de la calle”, asegura. Aunque la policía le reiteró varias veces que debía moverse ya que los terroristas podrían regresar, Athwal se negó a dejar a Julian. “Se parecía a mi propio hijo. Era de su misma edad, unos siete u ocho años”, asegura. “Nunca vi su rostro pero me consuela saber que tenía alguien con él”, recuerda Athwal, que tuvo que llamar repetidamente a los servicios de emergencia para que atendiesen al chico. “Había tanto pánico, la gente gritaba y había muchos cuerpos para atender”, indica. Posteriormente se reunió con su hermana y el resto de sus acompañantes en una farmacia donde esperaron hasta la medianoche cuando la policía llegó y les hizo marchar. Harry Athwal, que regresó a La Rambla para unirse al minuto de silencio, aseguró que se quedarían hasta el lunes tal como habían planeado. “Se lo debemos a Barcelona”, añadió.
(El Mundo)

InformaValencia, en Facebook

InformaValencia, en Facebook

LISTADO MENSUAL DE ENTRADAS

Últimos Tweets