Opinión

Jubilados con un par

José Segura Suárez

Jose Segura / LO QUE HAY

Si alguien cree que los jubilados damos por terminadas nuestras ganas de marcha en el momento del retiro, se equivoca profundamente. Baste ver a los que protestan por el asunto de las preferentes y lo que están consiguiendo –que les devuelvan su dinero-, para saber que aún nos queda mucho por hacer.

Los jubilados hemos tenido que ganarnos de nuevo el respeto de la sociedad, que antes nos arrinconaba por inútiles, a base de ser muchos, muchísimos. Y cuando en un país existe un gran grupo de ciudadanos mayores con una larga esperanza de vida, creciente en los próximos años con toda seguridad, que además maneja más pasta que los jóvenes y los añeros, el respeto se asegura porque finalmente somos necesarios.

Vi y escuché ayer a mediodía a un grupo de jubilados de Denia, de muy avanzada edad, cantando en un programa televisivo de esos de talentos, nada más y nada menos que “A quién le importa”, uno de los himnos de la movida de los 80 que hicieran famoso Alaska y Dinarama. El intento fue conmovedor a la par que descarado. El resultado, magnífico, con una ejecución divertida y más que correcta. Que buena vibra la de esos abuelos.

Por otro lado, sale ahora la sentencia que condena a una panda de jubilados británicos, ladrones de la vieja escuela, que con sus anticuados métodos se hicieron con 18 millones de euros en diamantes durante la Semana Santa del año pasado en Londres. ¡Qué caña estos abuelos! Va a resultar cierto lo de la nueva juventud de los mayores.

También estamos los que no abandonamos la música, la pintura, la escultura o el oficio de escribir. Sobre esto último, baste recordar que la edad media de la inmensa mayoría de los columnistas y articulistas de este país es mucho más avanzada de lo que se piensa. Y escribimos con ganas –y a veces con furor- porque nuestra experta perspectiva nos permite contar la vida con conocimiento de causa. Incluso partirnos el culo de risa cada vez que algún pollo que otro se refiere a la vieja y a la nueva política, sin saber muy bien de qué habla y sin ofrecer soluciones al país, que a los hechos me remito.

Así que al loro con nosotros, que somos muchos, cada vez más, manteniendo mal que bien a este país con nuestras pensiones.

Y sobre todo con ganas de participar, ejerciendo la libertad que nos da estar ya de vuelta y no tener que servir a nadie.

Twitter: @jsegurasuarez

Añadir comentario

Pincha aquí para escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestra Newsletter

Opinión

Facebook

Viñeta

Últimos Tweets

mautic is open source marketing automation